lunes, 11 de enero de 2010

PROGRAMA LENGUA SEGUNDO AÑO 2012

UNIDAD UNO

El texto: Definición. Propiedades: adecuación, coherencia y cohesión. Recursos de cohesión: referencia pronominal, elipsis, conjunción (conectores), sustitución por sinonimia. Las tramas textuales: narrativa, descriptiva, conversacional, argumentativa. Características.


UNIDAD DOS

Discurso expositivo: Características. Funciones. Recursos explicativos: definición, ejemplificación, analogía/comparación, reformulación. Técnicas de estudio: resumen, esquema, cuadro sinóptico, anotaciones marginales.

Gramática: El adverbio. Usos.

UNIDAD TRES

El texto literario: La poesía. El lenguaje poético. Nociones de versificación. Rima. Recursos técnicos. Lectura y análisis de textos líricos.

Gramática: La oración simple: Análisis del sujeto completo. Predicado: núcleo y modificadores del predicado verbal (objeto directo e indirecto, circunstanciales).

4 comentarios:

  1. El resumen, los esquemas de contenidos, los cuadreos sinopticos, las anotaciones mrginales no son técnicas de estudios puesto que son textos instrumentales elaborados a partir de la lectura de los textos. Forman parte de un momento del proceso lector: la pos-lectura donde el lector elabora un texto propio en el que se manifiesta su interpretación. En las escuela deben enseñarse como tal y no confundir a los chicos con eso de las técnicas de estudios pues quieren después aplicarlas en otros texto y pasan a realizar una copia del mismo conllevando una aprendizaje asocicionista y para nada constructivo. Prof. Daniela A. Ortega

    ResponderEliminar
  2. Gracias, Daniela, por visitar esta página y por tu comentario. Estoy de acuerdo con la finalidad que poseen el resumen, los esquemas de contenido, los cuadros sinópticos, las anotaciones marginales, etc., ya que son procesos de pos-lectura, como bien lo afirmás. Lo esencial es cómo se aplican en el aula, teniendo en cuenta el tipo de texto y el objetivo que perseguimos. Por supuesto que para un texto es conveniente aplicar el resumen y para otro no lo es tanto y que para otro conviene más hacer anotaciones marginales y no un resumen. Ahí está la habilidad del docente en orientar a sus alumnos para que el texto leído no solo sea comprendido sino también aprendido, y que para que sepa en el futuro qué técnica o método aplicar para abordar diferentes textos. Tarea nada fácil, ¿no?
    En cuanto al término “técnicas de estudio” (a las que defino como estrategias y procedimientos de carácter cognitivo y metacognitivo relacionados con el aprendizaje), no solo creo que las que menciono como tales son exactamente eso, sino que además existen muchísimas más, como ser la planificación, reglas nemotécnicas, concentración, lectura comprensiva, mapa conceptual, etc.
    No encuentro diferencias sustanciales al llamar a estos procesos “técnicas” o “métodos”, lo importante es llevarlos a cabo correctamente para que el alumno logre aprender y aprehender el material de estudio.
    Nuevamente gracias por tu opinión y seguimos en contacto.

    ResponderEliminar
  3. Gracias por dedicar parte de tu tiempo a este bello blog. Jorge Costela

    ResponderEliminar